16 ago. 2013

Los aleros del futuro... y quién sabe si del presente



Llevo bastante tiempo queriendo hacer esta entrada, y es que hay una serie de jugadores que cada día me gustan más y que comparten algo más que la posición: son altos, con gran envergadura, buen tiro, manos rapidas... y lo mejor de todo, son jugadores con una proyección terrorífica.


Jeff Green: el primero de estos jugadores es el mayor de todos, pero no por ello le falta potencial. Con 27 años Jeff Green se perfila como uno de los mejores "treses" de la NBA. En este último año hemos disfrutado del jugador que habíamos visto en sus primeras temporadas, un jugador capaz de tomar responsabilidades y de ser determinante para un partido. Y es que su carrera se puede decir que ha ido cuesta abajo, ya que desde que llegó a la mejor liga de baloncesto del mundo, sus promedios en anotación no han hecho más que bajar pasando de 16 puntos por partido a 9.8. Recordemos que hace dos años se le detectó una anomalía cardiaca por lo que tuvo que abandonar el baloncesto para operarse y no se sabía si iba a poder volver, pero lo hizo, y de qué manera. Parece que el jugador ha recuperado su nivel y este año está llamado a liderar a unos Celtics huérfanos junto a Rajon Rondo. Seguramente Green haga la mejor temporada de su carrera.


 
Jimmy Butler: el siguiente por edad con 24 años. En su segunda temporada en la NBA con los Bulls ha demostrado ser un jugador al que tener en cuenta. Ha pasado de 8 minutos en la temporada anterior a jugar 26 por partido y ha mostrado una madurez enorme. Terminó la temporada regular con 8.6 puntos por partido, pero aún no había mostrado aquello de lo que iba a ser capaz. Con la ausencia de Luol Deng en los playoffs tuvo que jugar casi todos los partidos completos y respondió a la perfección. Aumentó sus promedios con respecto a la temporada regular en puntos, rebotes, asistencias, robos y tapones. Sin duda uno de los jugadores revelación de la pasada temporada.



 
Kawhi Leonard: uno de los jugadores con mayor potencial de toda la NBA. Con 22 años ha protagonizado una temporada magnífica, y es que ha sido uno de los mayores artífices de que los Spurs llegaran a las Finales de la NBA. El que dicen que tiene las manos más grandes que Julius Erving se ha convertido en uno de los mejores defensores de la NBA (solo hay que ver la gran defensa que hizo sobre LeBron James) y además su producción ofensiva no hace más que crecer. En playoffs promedió nada menos que 13.5 puntos, 9 rebotes y 1.8 robos con un 54.5% en tiros de campo. Este es un jugador que sin el menor ápice de duda, va a liderar la NBA en unos años.



Harrison Barnes: el menor de todos. Con 21 años, su primera temporada no ha pasado ni mucho menos desapercibida. Ha sido parte de uno de los quintetos titulares con un juego más alegre. El #40 de los Warriors ha finalizado su temporada de rookie con 9.2 puntos y 4.1 rebotes, pero lo que le hace destacar por encima del resto, al igual que a los jugadores mencionados anteriormente, es que en los momentos importantes se crece, y así lo ha demostrado en sus primeros playoffs. Nada menos que 16.1 puntos por partido acompañados de 6.4 rebotes. Si ha hecho esto en su primera temporada, ¿cual es su tope? ¿Donde está su listón si es que lo tiene? Este año nos vamos a divertir mucho con los Warriors...


Para terminar este artículo solo os voy a dar un consejo: no perdáis de vista a estos cuatro jugadores, porque estoy seguro al 100% de que van a triunfar en la NBA en algún momento, y quién sabe si no será en esta misma temporada...

Ir al inicio

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

star rating

Subir